El índice inflacionario acumulado de enero a mayo alcanzó en Bolivia a 0,75 por ciento, dentro de lo planificado por el gobierno y el Banco Central de Bolivia (BCB), difundió hoy un informe del estatal Instituto Nacional de Estadística (INE).

El Indice de Precios al Consumidor (IPC), que mide la tasa de inflación, registró una variación positiva de 0,43% en mayo respecto a abril y una inflación acumulada.

La inflación de mayo se debió principalmente a la incidencia positiva de tres productos: tomate, locoto y el alquiler de la vivienda, según el INE.

De manera consecutiva entre marzo y abril se había manifestado una inflación negativa (deflación) en el IPC. En marzo alcanzó una variación negativa de 0,49% mientras que abril llegó a 0,43%, esto implicó que el costo de los productos bajó.

De acuerdo con el economista Luis Ballivián, en contacto telefónico con Xinhua, el comportamiento complejo de la deflación se esfumó producto de que en mayo la inflación se manifestó dentro los parámetros proyectados con la incidencia positiva.

"En economía sabemos que una deflación es peligrosa si se mantiene por periodos largos porque el aparato productivo y el circulante muestran un estancamiento, lo que repercute en el crecimiento económico, pero al mismo tiempo una inflación acelerada de altos porcentajes también es preocupante", aseveró.

En ese contexto considera que Bolivia está en los parámetros que el gobierno de Evo Morales y el BCB han proyectado, que incluso hasta el momento se mantiene por debajo de lo perfilado para el primer semestre que no llega a un dígito.

El 11 de marzo, el ministro de Economía, Luis Arce Catacora, anunció que se había aumentado la previsión de la inflación para este año del 5% al 5,5%. En 2014, la inflación cerró en un 5,19%.

Según el detalle del estatal INE, la inflación de mayo se explica también por la variación positiva en las ciudades de Tarija (sur) con 2,37%; Cochabamba (centro) con 1,23%; Sucre (sur) con 0,36%; Trinidad (noreste) con 0,36%; Potosí (sudoeste) con 0,35%, y Santa Cruz (este) con 0,25%.

No obstante, las ciudades que mostraron inflación negativa fueron Cobija (norte) con -0,5%, Oruro (oeste) con -0,23% y La Paz (oeste) con -0,30%.