Tokio. El índice Nikkei subió 1,7% este viernes y se movía hacia un nivel clave de resistencia,  por mejores señales en el mercado de deuda europeo y un freno en el avance del yen respecto al euro.

Los valores financieros, como Mitsubishi UFJ Financial Group subieron después de que el ministro japonés de Banca, Shizuka Kamei, un defensor de la regulación financiera, dijera que dimitirá como protesta por un polémico proyecto de ley.

El Indice Nikkei cerró con alza de 1,70%, a 9.705,25 tras abrir a 9.701,32 y oscilar entre 9.673,60 y 9.764,73.