Tokio. Las bolsas de Asia subían este miércoles luego de que datos económicos optimistas de Estados Unidos y señales de mejora en las posiciones de capital de los grandes bancos estadounidenses avivaron el apetito por el riesgo.

Por su parte, unas expectativas reducidas de un mayor alivio monetario de la Reserva Federal reforzaban al dólar.

El dólar retrocedía desde el máximo de siete semanas contra una canasta de monedas importantes que alcanzó este martes, de 80,320, pero tocó un nuevo máximo de 11 meses contra el yen de 83,28 unidades.

El referencial MSCI de acciones asiáticas no japonesas subía un 0,7%, mientras que el índice Nikkei de la Bolsa de Tokio trepó a un máximo de siete meses, cerrando con un avance de un 1,5%.

"Los mercados funcionan en gran medida en base a la confianza y en este momento, esta ha mejorado mucho. Los mercados internacionales, en particular Wall Street, han tenido un buen repunte", dijo Grant Williamson, socio de la correduría neozelandesa Hamilton Hindin Greene.

La fortaleza del dólar debilitó al euro, que tocó un mínimo en un mes de US$1,3034. El oro subió un 0,1%, a 1.676 dólares la onza en la caza de gangas tras la caída del martes de un 2%, pero la firmeza del dólar limitó el avance.

Después de trepar el día anterior, el cobre bajaba un 0,4 por ciento a US$8.522 la tonelada, mientras que el crudo Brent de Londres se mantenía cerca de 126 dólares el barril, después de cerrar en US$126,22 este martes, su nivel de cierre más alto desde el 8 de abril del 2011.