Tokio. Las bolsas de Asia subían el martes, revirtiendo unas pérdidas tempranas gracias a las ganancias en Hong Kong y China continental, y el dólar extendía los avances de la sesión anterior, anotando un máximo en ocho años frente al yen.

Los mercados estadounidenses estuvieron cerrados el lunes por el feriado del Día de los Caídos.

El índice MSCI de acciones asiáticas fuera de Japón sumaba un 0,4%, después de anotar una ganancia tardía en la sesión anterior. Las acciones en Australia se fortalecían un 0,9%.

El índice Hang Seng de Hong Kong saltaba un 1,3%, cerca de un máximo en siete años, por las expectativas del ingreso de más flujos de dinero desde China continental luego de que Pekín anunció nuevas medidas para agilizar las inversiones transfronterizas.

Tanto el índice CSI300 de las acciones de China continental como el índice compuesto de Shanghái repuntaban un 1,6%, a nuevos máximos en siete años.

En Japón, el índice Nikkei de la bolsa de Tokio subió un 0,1%, registrando su octavo repunte consecutivo, y cerró en un nuevo máximo en 15 años.

El dólar tocó un nuevo máximo en un mes frente a una canasta de monedas importantes, extendiendo un repunte provocado por los comentarios del viernes de la presidenta de la Reserva Federal, Janet Yellen, que reavivó las expectativas de que el banco central de Estados Unidos se prepara para subir las tasas de interés.

El índice dólar, que sigue el desempeño del billete verde frente a seis divisas importantes, llegó a subir hasta 96,734, y más tarde sumaba un 0,7% a 96,719.

El euro restaba un 0,5% a 1,0917 dólares, operando en sus niveles más bajos desde finales de abril.

Frente a la moneda japonesa, el dólar subía un 0,6% a 122,36 yenes, pasando por encima del nivel de 122 unidades por primera vez desde el 10 de marzo y anotando un pico en ocho años.

En los mercados de materias primas, el petróleo se afirmaba, extendiendo las ganancias que logró el lunes luego de que una demanda global sólida compensó los efectos de un dólar fortalecido.

El crudo Brent de Londres subía levemente a US$65,54 el barril, y los futuros del petróleo en Estados Unidos añadían un 0,2%, a US$59,86 el barril.