Londres. Las acciones europeas cerraron este lunes en su nivel más bajo en casi siete semanas, luego de que el estancamiento político en las discusiones por el déficit en Estados Unidos sumó presión a las preocupaciones de los inversores por la crisis de deuda en Europa.

El índice de acciones paneuropeo FTSEurofirst 300 cayó un 3,1% para cerrar provisionalmente en 921,37 puntos, su nivel mínimo desde el 5 de octubre.

Las acciones de sectores vulnerables al ciclo económico, como las de compañías mineras, estuvieron entre las principales bajas por el temor a que la crisis de deuda de la zona euro empuje a una recesión y a una caída en la demana por materias primas.

El índice de materias primas europeo STOXX Europe 600 cayó un 6%.

"Hay una falta crónica de liderazgo político en los dos lados del Atlántico. Están mostrando que no son capaces de llevar a cabo la tarea", dijo Bill Dinning, jefe de inversión estratégica en Kames Capital en Edimburgo, que maneja 48.800 millones de libras (US$76.400 millones).

Sumando nerviosismo al mercado, la agencia de calificaciones Moody's expresó preocupación por el alza reciente en las tasas de interés de la deuda soberana de Francia y dijo que las perspectivas de una desaceleración de la economía podrían ser negativas para la nota crediticia del país.

Una "supercomisión" del Congreso de Estados Unidos podría además asumir su fracaso el lunes en sus intentos por lograr un acuerdo de reducción del défict presupuestario del país.