Londres. Las bolsas europeas cerraron ligeramente al alza este miércoles, debido a que las subidas en el sector petrolero compensaron la fuerte caída de Nokia, que hizo una advertencia sobre sus beneficios, mientras que un débil dato de construcción de viviendas en Estados Unidos pesó en el sentimiento de los inversores.

El fabricante Nokia cayó 8,9%, perdiendo unos 2.700 millones de euros (US$3.300 millones) de su capitalización de mercado.

La compañía advirtió de que sus beneficios en su principal unidad de teléfonos serían peores de lo esperado este trimestre.

El índice FTSEurofirst 300 de las principales bolsas europeas cerró provisionalmente con una bajada de 0,12% hasta los 1.038,89 puntos.

"Hemos tenido una temporada decente durante los últimos pocos días y obviamente hay límites hasta que se vaya a recuperar el optimismo", dijo Peter Dixon, economista en Commerzbank.

"El inicio de construcción de viviendas en Estados Unidos también fue débil y eso va a pesar en el mercado en cierta medida", agregó.

Pero el sector energético dio al índice cierto apoyo, gracias a que el precio crudo alcanzó su máximo nivel desde mediados de mayo. BG Group y Total subieron 2,1% y 1,2%, respectivamente.