Caracas. Los precios de los bonos de la deuda venezolana operaban volátiles este miércoles, atentos a la evolución del estado de salud del presidente Hugo Chávez y a posibles cambios en el gabinete ministerial.

En la última semana, los bonos venezolanos en dólares habían subido impulsados por la confirmación de que el presidente lucha contra el cáncer y las posibilidades de que se produjera un cambio de liderazgo que favoreciera al mercado.

Pero la tendencia se modificó en la víspera, luego de que el mandatario volvió a Venezuela tras una ausencia de tres semanas en Cuba, con un mejor semblante y un avivado discurso que podrían indicar que el militar retirado no está listo para abandonar la contienda política.

"Creemos que la pregunta principal es si el presidente Chávez tendrá voluntad y capacidad para desarrollar una campaña de reelección efectiva", dijo el Royal Bank of Scotland en una nota a clientes.

El precio del bono de referencia venezolano con vencimiento al 2027 se elevaba 0,125 puntos hasta 76,000, reduciendo los rendimientos ligeramente a un 12,885 por ciento, luego de haber anotado pérdidas por hasta 0,625 puntos al inicio de la jornada.

La crisis de deuda griega también generaba volatilidad para los bonos locales, así como la baja en la calificación de la deuda portuguesa a categoría "basura" y un alza de tasas de interés en China, ya que los inversionistas migraban a portafolios de menor riesgo, como la deuda del Tesoro de Estados Unidos.

El vicepresidente venezolano, Elías Jaua, dijo que Chávez dirigirá un consejo de ministros esta semana donde daría las directrices "para esta nueva etapa", lo que fue interpretado por varios analistas y algunos medios como un cambio en las piezas claves del "chavismo".

"Quizás el reemplazo de algunos hombres claves (se dice que el vicepresidente) podría mostrar que el presidente Chávez quiere rodearse con sus más cercanos confidentes", agregó RBS.

El riesgo país de Venezuela, medido por el índice referencial de JP Morgan para los mercados emergentes, se mostraba estable con una baja de un punto para un diferencial de 1.045 unidades sobre los bonos comparables del Tesoro de Estados Unidos, el diferencial más amplio del índice.

"No hay mucho de que alarmarse, es algo coyuntural; si caen los bonos, no van a caer tanto", dijo José Luis Saboin de la firma local Ecoanalítica.

"Deberíamos estar atentos (a los cambios políticos), pero veo más de lo mismo mientras Chávez esté fuerte, así como lo vemos", agregó Saboin.