Sao Paulo. El empleo en la industria brasileña siguió tan débil como la producción y no tuvo cambios en noviembre respecto de octubre, con lo que se encamina hacia su primera baja anual desde el 2009.

En comparación con el mismo mes del 2011, el total de personas empleadas por la industria se redujo en un 1%, informó este viernes el Instituto Brasileño de Geografía y Estadística (IBGE).

En los primeros 11 meses de 2012, el empleo industrial acumuló un retroceso de un 1,4%. En la cifra acumulada de los últimos 12 meses, el indicador tuvo una pérdida de un 1,3%.

"El mercado laboral refleja el comportamiento más moderado de la producción en los últimos meses. La baja es menor que la de la producción porque es preciso evaluar costos de despido, costos por capacitar a un trabajador y las posibilidades de mejora", explicó André Macedo, economista del IBGE.

La producción industrial del país se contrajo un 0,6 por ciento en noviembre, en la comparación con octubre, presionada por la desaceleración en la producción de automóviles y de la industria de la extracción de petróleo y gas.