Río de Janeiro. El gobierno brasileño aumentó los recursos para el sector eléctrico en los estados que recibirán los partidos del Mundial de Fútbol de 2014 hasta los 850 millones de reales (US$418 millones), informó el ministerio de Hacienda del país sudamericano.

La cifra aumenta el crédito inicial concedido por el estatal Banco Nacional de Desarrollo Económico y Social (Bndes) de 350 millones de reales (US$172,1 millones), destinado para obras de generación y distribución en las doce ciudades del país en las que se jugará el Mundial.

El ministerio de Hacienda aseguró en un comunicado que la ampliación del crédito fue aprobada por el Consejo Monetario Nacional y oficializada el último viernes en el Diario Oficial de la Unión.

La medida llega tras la serie de apagones eléctricos que ha vivido Brasil en las últimas semanas y que han llevado el gobierno a admitir la necesidad de mejorar el sistema de cara al próximo Mundial.

Las capitales de los estados de Sao Paulo, Río de Janeiro, Bahía, Río Grande do Sul, Minas Gerais, Ceará, Pernambuco, Amazonas, Paraná, Mato Grosso, Río Grande do Norte y el Distro Federal de Brasilia recibirán los partidos del Mundial que se disputará entre el 12 de junio y el 13 de julio de 2014.