Sao Paulo. El Banco Central de Brasil llamó este viernes a una subasta de swaps cambiarios reversos, una medida con la que busca quitar fuerza al alza del real, que cotiza cerca de máximos en 12 años.

Los swaps, que son un activo financiero derivado, tienen el mismo efecto que una compra de dólares en el mercado de futuros.
El Banco Central planea vender 30.000 contratos de swaps en la subasta, por un valor total de US$1.500 millones.

La venta se realizará entre las 11.15 y las 11.30 hora local y los resultados se conocerán después de las 11.45.
El real brasileño, que ha subido casi un 7 por ciento este año, opera cerca de máximos en 12 años.

El real se debilitaba un 0,32% a 1.560 unidades por dólar poco después del anuncio.