Brasilia. El Banco Central de Brasil probablemente reduzca las tasas de interés una vez más a un nuevo mínimo histórico este miércoles, pese a una ola de ventas cambiarias mientras una tibia economía mantiene contenida a la inflación.

El comité de política monetaria del banco, conocido como Copom, reduciría la tasa de interés referencial, Selic, en 25 puntos básicos, a 6,25%, al finalizar una reunión de dos días, según un sondeo de Reuters entre economistas.

Analistas prevén que la decisión sea anunciada a las 2100 GMT de este miércoles.

El consenso sobre el potencial recorte remarca cómo la inflación persistentemente baja ha frustrado en reiteradas oportunidades los planes del banco para detener los rebajas de tasas desde que indicó esa intención en febrero. La inflación se ubica debajo del extremo inferior del rango de meta de este año de 4,5%, más/menos 1,5 puntos porcentuales.

Con un resultado deslucido de indicadores económicos en los últimos meses, desde ventas minoristas y producción industrial al sector de servicios, es probable que tome tiempo antes de que la inflación vuelva a acelerarse hacia el rango de meta del banco central.

Analistas prevén en forma generalizada que la eventual reducción de la tasa Selic del miércoles sea la última del más profundo ciclo de alivio monetario en décadas, que redujo los tipos desde un máximo de nueve años de 14,25% en 2015.

"El lenguaje del comunicado tras la reunión será clave para los movimientos de mercado", escribieron en un reporte los economistas de Nomura João Pedro Ribeiro y Mario Castro. "Seguimos previendo que la tasa Selic se mantenga sin cambios durante el año", agregaron.