Brasilia. Un total de 61.188 nuevos puestos de trabajo formales registró Brasil en febrero, un aumento de 0,16% en relación a enero, y el mejor resultado para el mes desde 2016, informó el Ministerio de Trabajo con base en el Registro General de Empleados y Desempleados (Caged).

Se trata del segundo resultado positivo del año en la creación de empleos, resultado de un millón 274.965 admisiones por un millón 213.777 despidos.

Al respecto, el ministro interino del Trabajo, Helton Yomura, aseveró que "estos resultados confirman la recuperación económica y la reanudación de los empleos. Las medidas adoptadas por el gobierno fueron acertadas y estamos optimistas que esas cifras se repetirán a lo largo del año".

Asimismo, el Ministerio de Trabajo explicó que cinco de los ocho principales sectores económicos tuvieron saldos positivos en la creación de trabajos, encabezados por el de Servicios, con 65.920 nuevos puestos de trabajo y un crecimiento de 0,39% sobre el mes anterior.

La Industria de Transformación fue el segundo sector con mejores resultados, con 17.363 nuevos puestos, un aumento de 0,24% sobre enero.

El tercer mejor resultado correspondió a la Administración Pública con 9.553 nuevos puestos, seguido de Servicios Industriales de Utilidad Pública (629 puestos) y Extrativa Mineral (315 puestos).

Sólo tres sectores presentaron saldos negativos: Comercio (-25.247 puestos), Agropecuario (-3.738 puestos) y Construcción Civil (-3.607 puestos).

De las cinco regiones de Brasil, cuatro presentaron saldos positivos en el empleo: el mejor desempeño fue en el sur, que tuvo un aumento de 37.071 puestos; el sureste registró un aumento de 35.025 vacantes formales; el centro-oeste, con 14.407, y el norte, con 638.

La única región que presentó desempeño negativo fue el noreste, con pérdida de 25.953 puestos de trabajo.