Sao Paulo. Brasil registró en mayo un superávit en su balanza comercial de US$712 millones, el mejor saldo mensual en lo que va de 2014, pero el peor resultado para el mes en los últimos 12 años, informó el gobierno.

En lo que va de 2014, la diferencia entre importaciones y exportaciones del gigante latinoamericano acumula un déficit de US$4.854 millones, frente al saldo negativo de US$5.381 millones registrados en los cinco primeros meses de 2013, según el Ministerio de Desarrollo, Industria y Comercio Exterior.

El déficit durante los primeros meses de 2014 estuvo motivado por el mal comportamiento de la balanza comercial en enero y febrero, cuando se registró un saldo negativo de US$6.183 millones.

La situación mejoró en marzo, con un superávit de US$111 millones, y los saldos positivos se mantuvieron en abril (+US$506 millones) y mayo.

En mayo, las exportaciones brasileñas sumaron US$20.752 millones, un 4,9% menos que en el mismo mes de 2013, y las importaciones US$20.040 millones, con una caída del 4,8% respecto al mismo periodo del año anterior, lo que contribuyó al saldo positivo de la balanza.

Durante los cinco primeros meses de 2014, las ventas al exterior sumaron US$90.064 millones y las compras del extranjero US$94.918 millones.