Brasil registró un déficit presupuestario primario de 12.894 millones de reales (US$4.850 millones) en diciembre, en su peor año para las cuentas públicas del país en más de una década, mostraron el viernes datos del banco central.

Brasil cerró 2014 con un déficit presupuestario primario de 32.536 millones de reales, o el equivalente de un 0,63% del producto interno bruto. Ese fue el primer déficit presupuestario anual desde la actual serie de datos que se inició en 2001.

El gobierno originalmente apuntaba a un superávit primario, que representa el exceso de los ingresos del sector público sobre los gastos antes del pago de la deuda, de 99.000 millones de reales, o el equivalente al 1,9% del PIB.

En 2013, Brasil registró un superávit presupuestario de 91.300 millones de reales.

El déficit presupuestario global de Brasil, que tiene en cuenta los costos del servicio de la deuda, ascendió a 343.916 millones de reales, frente a los 157.600 millones de reales del año anterior.

La deuda bruta de Brasil subió a un 63,4 por ciento del PIB a fines de 2014, frente al 63% en noviembre y un 56,7% del final del 2013. La deuda neta subió al 36,7% desde un 36,2% en noviembre y un 33,6% en 2013.