Brasilia. El superávit presupuestario primario de Brasil subió menos de lo esperado en diciembre del 2010, mostraron este lunes datos oficiales, remarcando preocupaciones sobre un aumento en los gastos del Gobierno y el empeoramiento de las cuentas fiscales del país.

Brasil registró un superávit presupuestario primario consolidado de 10.850 millones de reales (US$6.500 millones) el mes pasado, frente a un saldo de 4.200 millones de reales (US$2.400 millones) en noviembre y a uno de 156 millones de reales en diciembre del 2009, afirmó el Banco Central.

Se esperaba que el gobierno reportara un superávit primario de 13.400 millones de reales (US$7.900 millones), según la mediana de las previsiones de 11 economistas consultados por Reuters.

Las estimaciones de los economistas oscilaron entre un superávit de 7.500 y 14.900 millones de reales.

El superávit primario, que excluye los fondos destinados al pago de la deuda externa, es considerado un indicador de la solvencia de un país.

Las cuentas públicas de Brasil se vieron presionadas el año pasado en la medida en que un aumento de los gastos del Gobierno en un año electoral sobrepasó con creces el fuerte incremento de la recaudación impositiva.

El superávit primario sumó 101.700 millones de reales en el 2010 y fue equivalente a un 2,78 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB), menos que la meta del Gobierno de un 3,1% del PIB.