Centralismo tributario. Así podemos interpretar el resultado del informe realizado por el Servicio de Impuestos Internos (SII) de Chile en relación al monitoreo recaudatorio de las 15 regiones del país durante 2016.

De lo que se lee en el estudio de la subdirección de Gestión Estratégica y Estudios Tributarios de la entidad, el fisco recogió declaraciones por el Impuesto al Valor Agregado (IVA) por MM$ 11.977.942 el año pasado a nivel nacional (US$ 17.695 millones). Este tributo considera una tasa de 19% sobre la venta de bienes y prestaciones de servicios, lo cual significa casi el 50% de los ingresos tributarios del Estado chileno.

Pero lo que destaca de esa cifra total de recaudación es que el 72% (US$ 12.480 millones) fue declarada por compañías que realizan tributación en la Región Metropolitana (Gran Santiago). Mientras que en segundo y tercer lugar, y mucho más abajo en montos, se ubican las regiones de Valparaíso (6,7%) y Biobío (4,4%), respectivamente.

Asimismo, la desigualdad se observa a través del análisis de la declaración promedio de IVA a nivel país, donde la Región Metropolitana ocupa también el primer lugar, con un monto de $33,8 millones por contribuyente (US$ 55mil). Mientras que en segundo lugar aparece Antofagasta (capital de la segunda región norte de Chile), que pese a aportar solo el 2,4% del total nacional, cada uno de sus contribuyentes declara, en promedio, $13,1 millones anuales (US$22 mil).

André Magnere, subdirector de Gestión Estratégica y Estudios Tributarios del SII, explicó para esta nota que el mayor pago promedio que realizan los contribuyentes de la Región de Antofagasta es propio de un fenómeno estructural, ya que todos los segmentos de contribuyentes tienden a informar mayores impuestos promedio que en el resto de las regiones del país, exceptuando solo la RM, donde los promedios son más altos.

Primera categoría

En cuanto al Impuesto de Primera Categoría -el que grava a las empresas por sus rentas provenientes del capital-, el aporte de la RM es porcentualmente aún mayor, alcanzando un monto de MM$ 5.400.017 (unos US$ 8.065 millones), lo que se traduce en un 76,5% de los US$ 10.550 millones que declararon las empresas a nivel nacional. Las regiones de Valparaíso (4,9%) y Biobío (3,9%) siguen a la Metropolitana, en segundo y tercer lugar, respectivamente.

Magnere concluyó que estas cifras se explicarían porque la RM agrupa parte significativa de la actividad económica nacional, y porque en la capital chilena están las matrices de las mayores empresas del país. "Esto hace que se vea incrementada la declaración en la RM, en desmedro de las regiones en las que se genera la actividad, que es la base de estos impuestos", afirmó.