El tesorero general de la República, Hernán Frigolett, informó que la deuda por el IVA, impuesto a la renta y las contribuciones supera el 1,14 billón de pesos en 2017, esto es, un equivalente a US$1.845 millones. 

En declaraciones a La Tercera, Frigolett indicó que la Tesorería General de la República, este año, ha recuperado cerca de $2.800 millones a partir de 59 procesos de remates de bienes. Además, ha embargado 173.836 bienes raíces a agosto, y 5.122 vehículos, mientras que los embargos a activos financieros suman 13.000 a la fecha. 

Frigolett afirmó que “lo que está detrás del ánimo de la cobranza que hace la Tesorería General de la República es instalar la idea en el ciudadano que hay que cumplir la obligación tributaria”. 

“Con esto generamos un bien público, que son los recursos que entran al Tesoro, lo que financia prácticamente todo el funcionamiento del Estado y los programas que van en beneficio de la ciudadanía”, añadió.