Para Christine Lagarde, directora gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), América Latina debe impulsar un programa de reformas para crecer más, porque la era de las “vacas gordas” para las materias primas acabó con la desaceleración de China.

“Es importante que todo el mundo entienda que se acabaron los tiempos de las ‘vacas gordas’ para las materias primas, que tantos impulsos favorables proporcionó al crecimiento en la región”, señaló Lagarde en una entrevista publicada ayer por la prensa peruana.

Según Lagarde, “la desaceleración de China ha tenido efectos negativos sobre los precios de las materias primas en todo el mundo y, a su vez, ha afectado a las perspectivas económicas de países exportadores de América Latina, como Chile y Perú”.

Por su parte, se dio a conocer ayer que inversionistas adoptarán esta semana una actitud de cautela ante las recientes estimaciones sobre la salud de la economía de Estados Unidos, a pesar de que la atribulada Europa muestra las primeras señales de mejora.

Los ministros de Finanzas y banqueros centrales del G20 se congregarán esta semana en Washington en el marco de unos encuentros del FMI, donde analizarán lo que consideran un débil panorama global.