Bogotá. Colombia propondrá ante el próximo Congreso la creación de una regla fiscal que en su primera fase permita que los excedentes producto del auge minero y petrolero se utilicen para pagar deuda, dijo el ministro de Hacienda, Oscar Iván Zuluaga.

El funcionario explicó que tras reducir los niveles de deuda del país se crearía un fondo en el exterior para ahorrar los recursos provenientes de la bonanza.

"En una primera etapa es hacer una reducción de una manera acelerada de los niveles de deuda del país", dijo Zuluaga.

El gobierno de Álvaro Uribe y una comisión de expertos darán a conocer este miércoles la esencia de lo que será el proyecto de ley para crear una regla fiscal, que pondrán a consideración del Legislativo. El Congreso que se posesiona el 20 de julio.

Deuda pública. Según un informe de la Asociación Nacional de Instituciones Financieras (ANIF), el nuevo modelo de ahorro "establece un conjunto de reglas fiscales conducentes a estabilizar la deuda pública hacia el mediano plazo”.

Para el gremio financiero, la regla fiscal es como un nuevo mecanismo para remplazar "lo destruido a través del desmonte del Fondo de Ahorro y Estabilidad Petrolero (FAEP), creado a través de la Ley 209 de 1995, y que (en mala hora) se decidió "consumir" durante 2007-2008 (en pleno auge de los precios del petróleo a nivel internacional)".

Tratando de copiar el modelo de otras economías, como la chilena que ha visto inundar sus arcas con el sobreprecio que alcanzan los recursos mineros, el más alto en la historia reciente del mundo, Colombia espera darle un manejo sano a esos recursos.

Se espera que el gobierno se ate "las manos fiscales" y se encere "los oídos burocráticos" para evitar que el actual déficit estructural vaya deteriorando la posición de deuda pública bruta consolidada, que actualmente bordea el 45% del PIB (producto interno bruto), dijo la ANIF.

Inversión extranjera. Al finalizar la primera quincena de junio de 2010, la Inversión Extranjera Directa (IED) supera los US$4.200 millones, cuando un año atrás para la misma fecha había sido de US$3.888 millones.

En todo 2009, el país recibió US$6.923 millones, precisa un informe del Banco de la República.

Varios miembros del gobierno han manifestado que no es descabellado pensar que para este año, el monto total de la Inversión Extranjera Directa podría superar los US$10.000 millones.

De este boom de inversión extranjera, el sector más favorecido ha sido el minero y de energéticos. El año pasado de los US$6.923 millones en total que ingresaron al país, unos US$6.818 millones se fueron para petróleos, hidrocarburos y minería.

Hasta los primeros 15 días de este año, la minería y petróleos absorbió US$3.657 millones, de los US$4.200 millones en total que han ingresado al país.

La regla fiscal busca también que estos recursos no afecten la tasa de cambio (dólar), y que minimicen la posibilidad de que el gobierno de turno gaste a manos llenas.

ANIF considera que "la regla fiscal que más le conviene adoptar a Colombia en este momento (político) es la de sostener un superávit fiscal primario (antes del pago de intereses) del orden del 0% del PIB, en cabeza del GC (Gobierno Central)".

El organismo recuerda que el Gobierno Central registra un déficit primario de 1% del PIB, "lo cual implica hacer ajustes fiscales (principalmente en ingresos) del orden de 1% del PIB".

Advierte el informe de ANIF que "para ir en búsqueda del "grado de inversión" Colombia requeriría un superávit de 2% del PIB anualmente"

Con información de El Espectador