Colombia. La superintendencia financiera advirtió que los bancos y demás entidades crediticias podrán reestructurar los créditos de los damnificados por el invierno sin afectar su calificación crediticia máximo hasta el próximo 31 de diciembre.

El organismo decidió extender el plazo hasta el final de año con el fin de que  más usuarios se puedan acoger al beneficio de no ver afectada su calificación crediticia.

Las entidades vigiladas deberán implementar mecanismos ágiles para la atención de las personas afectadas por el desastre natural, dijo la Superfinanciera.

Las entidades  sólo podrán modificar su calificación si después de haber realizado un acuerdo de restructuración con el establecimiento de crédito, el deudor incumple las obligaciones pactadas.

De igual manera, para facilitar el otorgamiento de nuevos créditos a los damnificados, orientados a la reconstrucción de vivienda o rehabilitación de sus fuentes de ingresos, las entidades podrán establecer mecanismos particulares de análisis de capacidad de pago que suplan las deficiencias de información de éstos.