La inversión extranjera directa (IED) en China mantendrá su crecimiento estable en la segunda mitad de 2016 gracias a la estabilidad de la economía y la mejora del entorno de negocio para las empresas foráneas, de acuerdo con un informe del Centro Estatal de Información.

La IED crecerá aproximadamente un 4% interanual en el segundo semestre del año, según el centro, afiliado a la Comisión Nacional de Desarrollo y Reforma (CNDR).

La resistente economía del país, la salud de las infraestructuras y la gran magnitud del mercado continuarán representando un atractivo para los invesores extranjeros, dice el informe.

Además, China ha rebajado el umbral para la inversión procedente del exterior mediante la adopción de una "lista negativa" para las zonas de libre comercio (ZLC) nacionales y está asimismo sometiendo a prueba reformas destinadas a incrementar la apertura del sector servicios, añade el documento.

Sin embargo, el informe predice que algunos factores, tales como una mayor depreciación de la moneda china, el yuan, o el aumento de los costes y la caída de los beneficios en las industrias de mano de obra intensiva en China podrían obstaculizar el crecimiento de la IED.

En los primeros siete meses de 2016, la IED en China se elevó un 4,3% en comparación con el mismo período del año anterior, un descenso con respecto a la lectura del 5,1% registrada en el primer semestre, de acuerdo con los datos oficiales.

Mientras tanto, el informe predice un incremento interanual de más del 20% en la inversión directa de China en el exterior en los segundos seis meses del año, principalmente debido al interés de las compañías nacionales y a unos costes de inversión más bajos en el marco de una débil economía global.

Los cada vez mayores riesgos geopolíticos y las restricciones cada vez más estrictas sobre el flujo de entrada de inversión en algunos países suponen un desafío para la inversión de China en el exterior, agrega la misma fuente.

La inversión directa de China en el extranjero creció más de un 61% interanual entre enero y julio, muestran los datos oficiales.