La confianza de los consumidores en Uruguay cayó 5,3% en marzo, en comparación con el mes anterior, dato impulsado por una baja de la predisposición a la compra de bienes durables, informó la Universidad Católica (UCU).

El Índice de Confianza del Consumidor (ICC), que elabora la UCU junto a la consultora Equipos Mori, se ubicó en 42,5%, en el piso de la categoría "moderado pesimismo".

"El subíndice de predisposición a la compra de bienes durables registró la mayor variación mensual (-12,8%)", detalló el documento.

El subíndice "situación económica del país" mostró un descenso de 3,6% y el de "situación económica personal" una disminución de 3,5%.

Entre los "otros indicadores de confianza económica", la mayor variación la registró la "preferencia por la moneda nacional para depositar", que se contrajo un 3,9%.

El ICC acumula una caída de 22,1% en el primer trimestre de 2016.

A lo largo de 2015, el ICC se desplomó un 12,9% respecto al año anterior y se posicionó en el nivel más bajo de los últimos ocho años.