Montevideo. La confianza de los consumidores en Uruguay aumentó un 4,6% en septiembre, frente a agosto, completando un bimestre de avance, según el indicador que elaboran la Universidad Católica (UCU) y la consultora Equipos Mori y que hoy publicó la prensa local.

El Indice de Confianza del Consumidor (ICC) mostró una alza interanual de 10,7% y se ubicó en 57,7%, manteniéndose como en 2013 y 2012 en la zona de "moderado optimismo" y cerca de la categoría superior de "atendible optimismo".

El resultado del noveno mes del año se explicó por una mejora de las expectativas para el futuro, a la vez que se mejoró la percepción acerca de las condiciones actuales de la economía.

El mayor optimismo abarca los otros indicadores de confianza económica a un año sobre desempleo, inflación e ingreso de los hogares y la percepción de que alcanzan los ingresos para ahorrar, a excepción de "preferencia a depositar por moneda nacional".

No obstante, el mayor optimismo no tendería a materializarse en mayor dinamismo del consumo privado, ya que cerrado el tercer trimestre del año, la Predisposición de la compra de bienes durables indicaría que este gasto habría continuado desacelerándose.

En 2013, el ICC disminuyó un 2,7% y completó tres datos anuales negativos.