Sao Paulo. La confianza de los consumidores en Brasil cayó en agosto por cuarto mes consecutivo, porque la población está cada vez más disconforme con las actuales condiciones económicas, indicó un sondeo publicado el viernes.

El índice de confianza al consumidor cayó a 120,4 puntos en agosto desde 121,6 en el mes previo luego de ajustes estacionales, indicó el instituto privado de investigaciones Fundación Getúlio Vargas. Es la cifra más baja desde febrero.

El barómetro específico sobre las actuales condiciones económicas cayó 133,5 desde 135,4 en julio, un dato atenuado por la expectativa de los consumidores para los próximos seis meses, que subió a 113,0 desde 112,7, indicó FGV en un informe.

La porción de los que perciben las actuales condiciones económicas como "buenas" cayó a 23,9 por ciento desde un 25,2 por ciento previo, mientras que el porcentaje de quienes ven las condiciones como "malas" subió a un 22,9 por ciento desde un 20,6 por ciento.

Brasil, la sexta economía mundial, depende de su sólido mercado interno para lograr un rebote de su desacelerada economía en los próximos meses.

Pese a registrar una cuarta caída consecutiva en el índice de confianza al consumidor de la Fundación Getulio Vargas, aún está encima de su promedio histórico de 114,1.