Quito. La Asamblea Nacional de Ecuador (Congreso) aprobó este viernes el Presupuesto General del Estado enviado por el Ejecutivo para 2015 que asciende a US$36.317 millones, superior al de este año que alcanzó los US$34.300 millones.

El Presupuesto fue aprobado con 79 votos a favor de los 103 asambleístas presentes en la sesión legislativa de este jueves en la que se debatió el tema, informó el organismo legislativo.

Agregó que el 67,22% (US$24.412 millones) del Presupuesto corresponde a ingresos permanentes y el restante 32,78% a ingresos no permanentes.

En los ingresos permanentes el principal rubro corresponde a la recaudación de impuestos con US$15.567 millones, que representan el 63,76%, detalló el Parlamento.

Mientras tanto, en los ingresos no permanentes el petróleo alcanza los US$3.043 millones, cifra que responde a la participación del Estado en la exportación del crudo.

El presupuesto está sustentado en un precio del barril de petróleo calculado en US$79,9.

El petróleo es el principal producto de exportación del país, el socio más pequeño de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP).

El Legislativo añadió que los ingresos presupuestarios, sin el rubro de financiamiento, totalizan US$27,4 millones y los gastos, sin la amortización, 33,8 millones, lo que representa un déficit de US$5.368,8 millones equivalentes al 4,94% del PIB.

"Dichos valores incluyen la Cuenta de Financiamiento de Importación de Derivados, que se encuentra debidamente financiado", precisó.

La Asamblea también aprobó el límite de endeudamiento y el Programa Anual de Inversiones de 2015 que destina US$8.116 millones para la inversión en proyectos rentables y sociales en los sectores de electricidad y energía renovable; transporte y obras públicas; salud y educación.

Asimismo, se aprobó el Programa Cuatrianual 2015-2018 en el que se proyecta un crecimiento promedio del 4,25% de la economía ecuatoriana.

Se estima que en esos años se registre un incremento promedio anual del 5,2% de los volúmenes de producción fiscalizada de petróleo, llegando al final del período a una producción de 233,9 millones de barriles.

Por ello, se calcula que las exportaciones de crudo pasarán de 154,3 millones de barriles a 175,9 millones de barriles en ese período, lo que significa un incremento del 14 por ciento.