La presidenta de Consecomercio, Cipriana Ramos, destacó este lunes que el sector comercial se ha visto afectado por las cargas impositivas que ha aplicado el Gobierno central. Destacan, entre las últimas anunciadas, el pago de licencias de comercios farmacéuticos y las nuevas tasas para emitir guías de distribución de alimentos (Sica).

“Cada día tenemos más parafiscales que no se ven. El pueblo no se entera del impuesto que tiene que pagar el comerciante”, precisó en El Noticiero de Televen.

Explicó que las farmacias de Apure y Portuguesa tienen más de cuatro semanas “en una lucha” por el cobro del impuestos de renovación. Las droguerías deben pagar entre 300 y 600 Unidades Tributarias por licencias de funcionamiento.

En esa línea, denunció las continuas sanciones que afronta el sector privado: “Los están sancionando por no vender una bolsa. Ellos venden un recolector de orine que cuesta 1 bolívar pero la bolsa 5 o 7 bolívares”, resaltó.

Colas por distribución

Ramos reiteró que el continuo incremento de colas para la compra de alimentos se debe a una mayor movilización de productos a la red pública; sin considerar que la red privada cuenta con más de 130 mil comercios, mientras que la estatal, 7.000.

“La insuficiencia de productos, más distribuirlos a un menor sector, van a generar más cola”, recalcó.

Caso Lorenzo Mendoza

Asimismo, rechazó las acusaciones contra el presidente de Empresas Polar, Lorenzo Mendoza. Dijo que el Estado debe garantizar plena seguridad jurídica y personal.

“El venezolano entiende que gracias a Lorenzo Mendoza este país todavía tiene alimentos. Cuando vas a la red pública los alimentos que se consiguen también son de Polar”, reiteró.