Luxemburgo. El Banco Central Europeo está listo para tomar medidas contundentes y oportunas para resguardarse de los riesgos que amenazan la estabilidad de precios, dijo el consejero del BCE Yves Mersch en un boletín publicado este lunes.

Los comentarios dan cuenta que el BCE aún prefiere elevar las tasas de interés el próximo mes, semanas después de que el presidente del banco, Jean-Claude Trichet, sorprendiera a los mercados al anunciar que era posible un alza de tipos en abril.

"Es esencial que la reciente escalada de la inflación no lleve a presiones inflacionarias generalizadas en el mediano plazo", comentó Mersch en un boletín del banco central de Luxemburgo, del cual es gobernador.

"El Consejo de Gobierno (del BCE) se mantiene preparado para actuar decidida y oportunamente para asegurar que los riesgos alcistas para la estabilidad de precios no se materialicen en el mediano plazo", dijo Mersch, quien tiene un asiento en el consejo.

Posteriormente, en una rueda de prensa, Mersch destacó que el BCE ha señalado una postura de "vigilancia muy alta" para el periodo que va hasta el encuentro de política monetaria de abril.

Mersch admitió que los riesgos inflacionarios van claramente por el lado alcista, una señal adicional de que el banco central todavía está en la línea de elevar las tasas el próximo mes.

"Hemos indicado una vigilancia muy alta para el periodo que consideraremos para la decisión del 3 de abril, y adoptaremos las decisiones adecuadas con el fin de garantizar la estabilidad de precios en el mediano plazo", afirmó.

El BCE ha mantenido las tasas sin cambios en un mínimo histórico del 1 por ciento desde mayo del 2009.