Milán. Los costos de endeudamiento a tres años de Italia subieron más de un punto porcentual completo en una subasta el jueves, impulsados por nuevas preocupaciones sobre los estados más débiles de la zona euro, y el país no alcanzó la cifra máxima planificada de 3.000 millones de euros para su venta de bonos.

Italia pagó un 3,89% para vender su bono a tres años marzo 2015, un alza respecto al 2,76% de la subasta que realizó hace un mes. La venta por 2.880 millones de euros fue cubierta 1,44 veces, cifra inferior a las ofertas para cubrir 1,56 veces la oferta mayor del mes pasado.

Este es el mayor rendimiento para el bono a tres años desde mediados de enero.

El Tesoro también está vendiendo hasta 2.000 millones de euros de emisiones antiguas que vencen en 2015, 2020, 2023, pero sus resultados aún no estaban disponibles.