Londres. La economía de Chile se desacelerará para crecer menos de un 5% en el segundo semestre del 2012, pero aún así terminará el año con una expansión general en torno a un 5%, dijo este martes el ministro de Hacienda, Felipe Larraín.

También dijo que la ganancia del peso chileno de aproximadamente un 9% contra el dólar este año fue por lo menos en parte un reflejo de la fortaleza de su economía y que la moneda no era la única herramienta para aumentar la competitividad.

"Habrá un crecimiento del (PIB en la segunda mitad del año) por debajo del 5%, pero terminará el año en torno a un 5%", dijo Larraín en una entrevista con Reuters Insider Television.