El recinto ferial, ubicado en el oeste de la capital cubana, reúne a más de dos mil expositores, en un área de 18 mil 366 metros cuadrados, con empresarios de más de 60 países, un nivel de participación similar al del año anterior, según los organizadores.

Omar Fernández, secretario general de la Cámara de Comercio de Cuba, que organiza el evento, afirmó que la feria se extenderá hasta el 8 de noviembre y que el plato fuerte es la presentación oficial de una nueva cartera de oportunidades para el capital foráneo, uno de los asuntos pendientes que tenía el Gobierno cubano de cara a la promoción de la nueva ley de Inversión Extranjera.

Perfiles

El nuevo portafolio incluye proyectos de inversión en sectores decisivos como el agroalimentario, construcción, industria farmacéutica, turismo, biotecnológica, y energía renovable. La reunión comercial de la isla es la más importante del Caribe.

Cuba también promoverá la instalación de empresas foráneas en la zona franca del nuevo megapuerto de Mariel, ubicado a 45 kilómetros al oeste de la capital.La terminal de contenedores del megapuerto, inaugurado en enero, y su polígono industrial en construcción, estarán en el pabellón central de la feria, donde exponen productos y servicios unas 360 empresas cubanas.