El gobierno cubano acordó aumentar la cantidad de dinero que se pudiera otorgar a las personas por concepto de subsidio para construir sus viviendas, destacó el diario oficial "Granma".

Con las nuevas disposiciones, se incrementaron los montos de subsidios en 5.000 pesos cubanos (unos US$208) para gastos de transportación de materiales, de modo que la cifra podría ascender a 85.000 (US$3.540) para la construcción de una casa de hasta 25 metros cuadrados.

Hasta la fecha solo podían ser entregados hasta 80.000 pesos cubanos (unos US$3.300) y solo se permitía pagar materiales de construcción y mano de obra.

Desde enero del 2012 hasta el pasado 31 de marzo fueron otorgados más de 566 millones de pesos (US$23,6 millones) para realizar acciones constructivas por iniciativa personal.

De acuerdo con la nota, el Consejo de Ministros también decidió diversificar las personas que pueden beneficiarse con el subsidio, así como ampliar las posibilidades de pagos con el monto del subsidio.

Los subsidios para construcción o reparación de viviendas comenzaron a entregarse en enero de 2012 y benefician a familias afectadas por catástrofes como ciclones, inundaciones, deslizamientos de tierra e incendios, entre otros.

También, los casos sociales críticos, incluidos aquellos que habiten en condiciones vulnerables, y demuestren que por falta de solvencia económica no pueden pagar el precio actual de los materiales de construcción o la mano de obra para ejecutar las acciones constructivas.

Cuba, con 11,2 millones de habitantes, tenía hasta 2010 un déficit de unas 600.000 viviendas, en parte por los destrozos que causaron tres huracanes en 2008.

Según datos oficiales divulgados entonces, más del 50 por ciento de las construcciones en la isla estaban en mal estado.