Las remesas familiares que ingresaron al país se incrementaron 7.61% en marzo, con relación al mismo mes de 2014, al totalizar US$2.257.8 millones, cifra nunca antes vista para un tercer mes del año, desde que el Banco de México pública información de la balanza de pagos, y la más alta registrada desde mayo de 2012, cuando alcanzaron los 2.342,5 millones.

Los indicadores del Banco de México muestran que con este resultado el total de transferencias durante el primer trimestre de 2015 sumaron US$5.727,2 millones, luego de que en enero y febrero ascendieron a US$1.626.9 millones y US$1.842,5 millones, respectivamente, con lo que a marzo el crecimiento acumulado a tasa anual fue de 4,9%.

La información estadística del instituto central detalla que en el tercer mes de 2015, el monto promedio por remesa enviada por los trabajadores mexicanos en el extranjero a sus familiares en territorio nacional fue de 311.3 dólares, el más alto desde julio de 2012, y agrega que el número de operaciones realizadas para efectuar dichas transferencias fue de siete millones 252 mil.

[[wysiwyg_imageupload:5727:]]Tipo de cambio. Economistas de Casa de Bolsa Banorte IXE destacaron que “la expansión de las remesas, que envían los mexicanos desde el extranjero, de marzo se explica en parte por la depreciación del peso de 2.1 por ciento frente al dólar, ya que las variaciones de estas transferencias en el corto plazo son muy sensibles a altas fluctuaciones del peso”.

En particular, una pronunciada depreciación puede incentivar a los trabajadores migrantes a elevar sus transferencias a México, debido a que el poder de compra de las remesas es mayor en México que en Estados Unidos”, abundan en un análisis.
En el presente reporte, el Banxico informó que a partir de este 4 de mayo, a la estadística que habitualmente reporta sobre remesas familiares, incorporará información que permitirá conocer con mayor detalle el origen y el destino de las transferencias.

El banco central detalló que California es el estado desde donde se enviaron más remesas a México, durante el primer trimestre de 2015 con un total de 1,598.9 millones de dólares, seguido de Texas con 763.9 millones de dólares, Illinois con 288.7 millones, Florida con 199.3 millones de dólares, Georgia 192.9 millones de dólares y Nueva York 191.7 millones.

[[wysiwyg_imageupload:5728:]]

 

 

 

 

 


Clima laboral. Los economistas de Banorte expresaron que los flujos de remesas continuarán mostrando una mejor dinámica de crecimiento respaldadas por el reciente desempeño del mercado laboral norteamericano.

Precisaron que las últimas cifras de empleo para los trabajadores mexicanos en EU publicadas por la Oficina del Censo de los Estados Unidos muestra que la tasa de desempleo de los trabajadores mexicanos sin ciudadanía se quedó prácticamente sin cambios en marzo.

De hecho, la tendencia reciente de la tasa de desempleo ha sido claramente descendente para la fuerza de trabajo del migrante desde julio de 2014”, subrayan.

Por otra parte, el número de trabajadores empleados mexicanos ha aumentado durante este mismo periodo, lo que implica que la reducción en la tasa de desempleo se ha producido en un contexto donde el número total de trabajadores mexicanos se ha incrementado, lo que sugiere que el flujo de remesas continuará mostrando un mejor desempeño en el futuro, ya que los migrantes mexicanos sin ciudadanía estadunidense tienden a enviar una mayor cantidad de remesas que los migrantes con la ciudadanía”, auguran.

“Creemos que el crecimiento en el número de trabajadores migrantes mexicanos se reflejará en un mayor flujo de remesas familiares durante el primer semestre de 2015”, enfatiza el economista de la institución bancaria.