El déficit comercial de Estados Unidos se redujo en septiembre a su menor nivel en siete meses por un rebote de las exportaciones, una señal provisoria de que la peor parte del lastre causado por el fortalecimiento del dólar podría haber terminado.

El Departamento de Comercio de Estados Unidos dijo el miércoles que la brecha de la balanza comercial disminuyó un 15%, a US$40.800 millones, el déficit más pequeño desde febrero.

Los menores precios del petróleo también ayudaron a moderar la cuenta de las importaciones.

La disminución del déficit comercial revirtió la tendencia de agosto, aunque la cifra del mes pasado fue revisada a la baja a US$48.000 millones, frente al reporte inicial de US$48.300 millones.