De enero a agosto, las dependencias del gobierno federal mostraron una reducción de su gasto de 28,2%, en términos reales y respecto de lo registrado en el mismo periodo del 2016.

En total erogaron 701.330 millones de pesos (US$38.398,7 millones), es decir, redujeron su gasto en 221.807 millones de pesos (US$12.144,2 millones), de acuerdo con información de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP).

Dicha reducción implicó que, en general, el gasto programable del sector público se redujera en 10,7%, registrando un gasto total por 2,4 billones de pesos (US$131.403 millones).

De las 27 dependencias de gobierno, 24 redujeron su gasto respecto del año anterior. La que más ajustó su egreso fue la Secretaría de Energía, con una disminución de 97,5%, pasando de 165.462 millones de pesos (US$9.059,2 millones) a 4.301 millones de pesos (US$235,4 millones).

La Secretaría de Economía —una de las dependencias que se está encargando de la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte— registró una reducción de su gasto de 48,7%, en términos reales y respecto del año anterior, con lo que erogó 4.748 millones de pesos.

En la misma situación se encuentra la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano, que se encargará del censo de viviendas dañadas por el sismo del 19 de septiembre, con un gasto por 11.214 millones de pesos, una reducción de 43,2%.

La Secretaría de Salud fue de las cuatro dependencias que no redujeron su gasto, pues en los primeros ocho meses del año lo elevó en 7,6%, con un total de 96.430 millones de pesos.

La Comisión Reguladora de Energía y la Comisión Nacional de Hidrocarburos elevaron su gasto en 30,4 y 21,8%, respectivamente, mientras que la Secretaría de Turismo lo incrementó o en 4,1%, respecto al mismo periodo del 2016.

INE se ajusta cinturón. Con respecto a los ramos autónomos, apenas registraron una reducción de 0.2% con lo que tuvieron un gasto de 59,526 millones de pesos.

El Instituto Nacional Electoral reportó un gasto por 8.645 millones de pesos, una reducción de 16,2%. En tanto, el Instituto Federal de Telecomunicaciones reportó un gasto de 852 millones de pesos, una disminución de 20,3%.

El Poder Legislativo y el Judicial elevaron su gasto en 0,8 y 6,2%, respectivamente. Entre ambas instituciones se ejerció un total de 42.641 millones de pesos.

En Petróleos Mexicanos el panorama no pinta mejor; su gasto se redujo en 25,7% en términos reales y respecto del 2016, con lo que sólo ejercieron 258.378 millones de pesos.

Ingresos crecen poco. Los ingresos presupuestarios del gobierno federal apenas avanzaron 2,5%, con lo que contó con un total de 3,4 billones de pesos.

De este total, 1,9 billones de pesos provinieron de los ingresos tributarios, que representaron un incremento de 1,4%, respecto de los primeros ocho meses del 2016.

En contraste, los ingresos petroleros se redujeron en 9,6%, con lo que sólo aportaron a los ingresos totales 553.121 millones de pesos.

Con respecto al gasto neto del sector público, se observó una reducción real de 6,2%, con lo que reportaron un gasto por 3,3 billones de pesos; este monto es mayor al previsto en el programa.

Esto ayudó a que el balance financiero del sector público registrara un superávit por 105.400 millones de pesos.

“Este resultado obedece al esfuerzo de consolidación fiscal previsto en el programa económico para este año, a la evolución favorable de los ingresos tributarios y al entero del Remanente de Operación del Banco de México”, confirma el informe de finanzas.