Samtiago. Al 6,3% alcanzó la tasa de desocupación del trimestre móvil enero-marzo 2016, de acuerdo a lo informado por el Instituto Nacional de Estadísticas (INE). La cifra registra una variación positiva de 0,4 puntos porcentuales (pp.) respecto del trimestre móvil anterior, y un aumento de 0,2 pp. en doce meses.

El aumento anual de la tasa de desocupación se explica por el incremento de los Ocupados (1,3%) en menor magnitud que el crecimiento de la Fuerza de Trabajo (1,4%), al tiempo que los Desocupados aumentaron (3,6%).

Teniendo en cuenta la variación anual positiva de la Población en Edad de Trabajar (1,7%), las tasas de participación y ocupación alcanzaron 59,4% y 55,7%, respectivamente.

El aumento anual de los Ocupados se registró principalmente en los sectores Construcción (6,7%), Alojamiento y Servicio de Comidas (13,3%) y Comercio (1,7%), que fue contrarrestado por disminución de Ocupados en los sectores de Minería (13,0%) y de Industria Manufacturera (3,4%).

Ocupaciones

Según categoría ocupacional, los principales incrementos se registraron en trabajadores por Cuenta Propia (7,3%), explicado principalmente por la expansión de las categorías Trabajadores no Calificados, y por Trabajadores de los Servicios y Vendedores de Comercios y Mercados. A esas les sigue el Servicio Doméstico (3,2%), junto con Asalariados (0,1%). 

La población Fuera de la Fuerza de Trabajo o Inactiva aumentó anualmente (2,0%), y fue incidida tanto por mujeres (1,8%) como por hombres (2,5%). De acuerdo a la potencialidad de entrar al mercado laboral, dicho incremento fue liderado por los Inactivos potencialmente activos, seguido por los Iniciadores, y por los Inactivos habituales.

La tasa de presión laboral se estimó en 12,1%, registrando una variación anual negativa (0,3 pp.), debido principalmente a la disminución de los Ocupados que Buscan Empleo (6,0%).

Finalmente, los Ocupados a tiempo parcial aumentaron en doce meses (3,4%), incididos por la variación positiva de aquellos que trabajan de manera involuntaria (5,1%), que representaron el 48,4% del total de Ocupados a tiempo parcial. 

Los Ocupados que trabajan exceso de horas (más de 45 horas a la semana) registraron un descenso anual de 3,9%.

Y según el INE, el promedio de horas efectivamente trabajadas disminuyó anualmente (0,6%), alcanzando 36,9 horas.