La tasa de desempleo en Brasil de marzo a mayo subió al 8,1%, superior al 7,4% del trimestre anterior (entre diciembre y febrero) y al 7% registrado entre marzo y mayo del año pasado, informó hoy el Gobierno.

Según los datos presentados por el estatal Instituto Brasileño de Geografía y Estadísticas (IBGE), el número de personas sin trabajo entre marzo y mayo fue de 8,2 millones, un crecimiento del 10,2% (756.000 personas) ante el trimestre precedente y del 18,4% (1,3 millones de personas) ante el mismo período del año pasado.

Por su parte, el total de personas con trabajo fue calculado en 92,1 millones, cifra estable en las mismas comparaciones. El desempleo en el trimestre comprendido entre marzo y mayo es el mayor desde que se empezó a analizar trimestralmente el paro, en 2012.

El rendimiento medio de los trabajadores brasileños en el trimestre fue de 1.863 reales (576 dólares), un 0,4 por ciento inferior al período entre marzo y mayo de 2014 y un 0,7% ante el trimestre precedente.

Los datos forman parte del Estudio Nacional por Muestra de Domicilios Continuo (PNAD Continuo, por su sigla en portugués), que sigue los métodos de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) e incluye información sobre el desempleo en todas grandes regiones y estados del país.

El PNAD continuo tiene en cuenta los trimestres que comenzaron con la nueva metodología desde diciembre de 2014 y utiliza las informaciones de los últimos tres meses consecutivos, que en este caso para el segundo período fueron marzo, abril y mayo de 2015.

El aumento de la tasa de desempleo en Brasil coincide con la desaceleración económica que vive el país, cuya economía debe contraerse más de un 1 por ciento este año según todos los estudios y con una inflación superior al 9%.