Beijing. La deuda externa pendiente de China alcanzó 1,43 billones de dólares hasta finales de septiembre.

Esta cifra representa un tres por ciento de aumento respecto a los 1,39 billones de dólares a finales de junio, según el sitio web de la Administración Estatal de Divisas (SAFE, por sus siglas en inglés).

El incremento constante de la deuda externa pendiente muestra que el sector ya ha terminado casi su reducción del apalancamiento.

La deuda externa de China continuará su aumento a un ritmo constante, haciendo más equilibrados los pagos internacionales del país.

En un comunicado aparte, SAFE indicó que los activos financieros exteriores del sector bancario de China ascendieron a 828.000 millones de dólares hasta finales de septiembre.

Las obligaciones exteriores del sector alcanzaron los 980.000 millones de dólares, resultando en unas obligaciones netas de 152.000 millones de dólares.