Londres. El dólar se apreciaba mientras que el euro caía este lunes por tomas de ganancias tras una escalada reciente, aunque los mercados de divisas seguían optimistas sobre el panorama para la moneda única ante la fortaleza de la recuperación económica de la región.

Con los mercados cambiarios externos ampliando la tendencia de ventas de dólares de fin de año y las acciones asiáticas trepando a máximos históricos, la caída del euro era vista por los inversores como una oportunidad para comprar moneda única.

Estimaciones de la inflación de diciembre en la zona euro brindadas la semana pasada fueron de un 1,4%, apenas debajo del 1,5% del mes previo y lejos de la meta del Banco Central Europeo (BCE). La tenue presión inflacionaria en Europa ha sido acompañada de una sólida recuperación económica de la zona y mejoras en China y Estados Unidos, lo que alentaba el apetito por el riesgo.

El reporte del viernes de nóminas no agrícolas de Estados Unidos mostró que se crearon 148.000 empleos el mes pasado, contra una expectativa de aumento de 190.000 puestos de trabajo, aunque la tasa de desempleo estable en un mínimo de una década del 4,1% puso de relieve la solidez del mercado laboral.

En tanto, datos mostraron que las posiciones netas en dólares frente a una canasta de monedas, incluidas algunas de mercados emergentes, no están lejos de un mínimo de cinco años alcanzado en octubre.

El euro retrocedía 0,3% a US$1,19890, tras trepar más de 2% en los últimos tres meses. La cotización de la moneda única no estaba lejos del máximo de cuatro meses de US$1.2092 anotado en septiembre.

El dólar ha comenzado el 2018 en baja. El índice dólar, que mide a la divisa estadounidense contra otras seis monedas relevantes, se hundió 9,9% en 2017, su peor desempeño anual desde el 2003. Este lunes, el billete verde avanzaba 0,3% frente a la canasta de monedas.

El presidente de la Fed de San Francisco, John Williams, dijo a Reuters en una entrevista el sábado que el banco debería incrementar las tasas de interés tres veces en 2018 considerando que el ya sólido desempeño de la economía ganará impulso con los recortes de impuestos.