Londres. El dólar se depreciaba el viernes, cuando tocó su nivel más bajo en más de tres meses frente a una cesta de monedas, ante el avance del euro y de la libra esterlina, lo que dejó al billete verde en camino a una caída de casi un 10% en el año, su peor desempeño desde 2003.

* El dólar empezó 2017 en un punto alto, con el índice que lo compara frente a seis grandes monedas en su nivel máximo en 14 años por la esperanza de que el entonces recién electo presidente de Estados Unidos, Donald Trump, implementara medidas pro crecimiento y pro inflación.

* Sin embargo, el billete verde se ha depreciado por dudas sobre la capacidad de Trump para conseguir la aprobación de esas políticas. Además, el dólar ha caído en la medida en que el crecimiento ha repuntado fuera de Estados Unidos, y otros bancos centrales se están moviendo hacia una política monetaria más ajustada, reduciendo la brecha entre ellos y la Reserva Federal.

El bitcoin operaba estable, a US$14.500 en la bolsa Bitstamp, tras caer un 6% el jueves. Cotizaba debajo de máximos récord cercanos a los US$20.000 que tocó hace 12 días, pero aún se encaminaba a anotar un avance de alrededor de 1.400% en 2017.

* "Estamos viendo un crecimiento global sincronizado, en particular una recuperación del crecimiento muy fuerte en la área euro, que está llevando al BCE (Banco Central Europeo) a normalizar gradualmente la política, que está ayudando al euro", comentó el estrategia del banco Société Générale Alvin Tan.

* Tan agregó que el dólar había estado sobrevalorado frente al euro, al yen y a la libra esterlina a comienzos de año y, por lo tanto, otro motivo para su debilidad en 2017 era una reversión de esa tendencia.

* El euro, que el viernes tocó un máximo de tres meses de 1,1982 dólares, un alza de 0,25% intradía, ha escalado casi un 14% frente al dólar en 2017, su mejor desempeño desde 2003.

* La moneda común europea no mostró una reacción inmediata al anuncio de Italia de que realizará elecciones el 4 de marzo, dado que la medida estaba internalizada.

* Aunque la libra esterlina aún anota una depreciación de más de un 10% frente al dólar desde el referendo británico de junio de 2016 sobre la membresía de Reino Unido a la Unión Europea, se ha apreciado un 9,5% en 2017, su mejor año desde 2009.

* El viernes, la libra esterlina llegó a subir un 0,5%, a un máximo de tres semanas de US$1,3511.

* El dólar se depreciaba un 0,3%, a un mínimo de 10 días de 112,56 yenes y se encaminaba a cerrar el año con una caída de casi un 4% ante su par nipón.

* El bitcoin operaba estable, a US$14.500 en la bolsa Bitstamp, tras caer un 6% el jueves. Cotizaba debajo de máximos récord cercanos a los US$20.000 que tocó hace 12 días, pero aún se encaminaba a anotar un avance de alrededor de 1.400% en 2017.