Buenos Aires. La economía argentina se habría expandido un fuerte 7,1% en abril, al ritmo de un sostenido crecimiento del consumo y del comercio exterior en comparación con la desaceleración que produjo la crisis global un año atrás, según el promedio de un sondeo a analistas.

La marcha de la economía, impulsada por el gasto oficial y la reactivación de la inversión privada, habría sido liderada por el sector automotor y sus industrias vinculadas.

Un sondeo de Reuters realizado entre 11 analistas locales y extranjeros arrojó además una mediana de los pronósticos de 7,0% para el Estimador Mensual de Actividad Económica (EMAE) del cuarto mes del 2010.

"La economía viene creciendo muy fuerte, sobre todo contrastando con una muy baja base de comparación del año pasado", dijo Marina Dal Poggetto, economista del Estudio Miguel Bein.

La industria automotriz argentina ha registrado una sólida recuperación en los últimos meses en las mediciones interanuales, luego de que la crisis financiera internacional golpeara al sector y a la demanda de bienes en general en el 2009.

La producción de autos en Argentina creció 53,3% interanual en abril, según la asociación de fabricantes Adefa, con fuertes ventas a Brasil, el principal socio comercial del país.

Por su parte, la producción industrial se expandió 10,2% en el cuarto mes del año, de acuerdo a datos oficiales.

"En los primeros cuatro meses del año, la economía parece haber recuperado los niveles de actividad perdidos durante la crisis. De este modo, de aquí en adelante se podrá hablar de un proceso de crecimiento, cuyo sostenimiento dependerá fuertemente del consumo y la inversión", dijo la consultora Orlando Ferreres y Asociados.

"Si bien el estímulo a la primera variable es más que visible, en el segundo caso no lo es tanto. Existen factores que demoran en el tiempo las decisiones de inversión, como por ejemplo, la fuerte presión inflacionaria, desequilibrios en precios relativos, incertidumbre política, etc.", agregó.

El sondeo de Reuters para el EMAE de abril mostró una estimación máxima del 8,0%  y una mínima 6,0%.

En abril del 2009, el EMAE registró un leve crecimiento del 0,5%, afectado por la crisis mundial, en tanto que en marzo de este año subió un robusto 8,1%.

Una encuesta mensual realizada por el Banco Central proyecta un crecimiento del indicador de abril del 6,6%.

El dato oficial del comportamiento mensual de la economía, que anticipa el Producto Interno Bruto (PIB) trimestral, será anunciado por el gobierno este viernes hacia las 1900 GMT.