Pekín. La economía de China creció alrededor de 10,1% el año pasado, una cifra que anota el ritmo más acelerado de expansión anual en tres años, dijo el subdirector de la mayor agencia de planificación económica del país.

Zhang Xiaoqiang, vicepresidente de la Comisión Nacional de Desarrollo y Reforma, dijo que el Producto Interno Bruto de China totalizó cerca de 39,5 billones de yuanes (US$6 billones) en el 2010.

La tasa de crecimiento del 2010 se aceleró desde una cifra revisada de 9,2% de expansión registrada en el 2009.

Sin embargo, Zhang destacó que China podría tener problemas para cumplir con su meta de inflación del 4 por ciento para este año, mientras suben los costos laborales domésticos y los precios mundiales de los alimentos.

"Hay muchos factores que están poniendo más presión sobre los precios domésticos y debemos destacar que la inflación importada se está intensificando este año", declaró durante un foro comercial.

Zhang reiteró que el gobierno espera una expansión de 8% en la economía china, pero destacó que la tarea de mantener los precios estables será una prioridad para Pekín.

Indicó que las incertidumbres sobre el ritmo de recuperación de la economía mundial podrían afectar el sector exportador chino en el 2011.

"Podríamos afrontar grandes dificultades para aumentar nuestras exportaciones en el futuro", sostuvo.

Para abordar el tema, dijo Zhang, los exportadores chinos deberían intentar movilizar la cadena de valores de manufacturas y poner menos énfasis en el volumen y más en la calidad.

Su evaluación del panorama chino es menos optimista que la del ministro de Comercio Chen Deming.

Chen dijo ayer que las exportaciones e importaciones chinas aumentarían a un ritmo mayor este año respecto al 2010.

Las exportaciones chinas se incrementaron un 31% en el 2010 en comparación al año pasado, mientras que las importaciones subieron casi un 39%.