La economía de México creció un 0,7% en el cuarto trimestre de 2014, frente al trimestre anterior, menos de lo previsto y presionada por una baja en la extracción de petróleo.

Analistas anticipaban una expansión del 0,90% de la actividad entre octubre y diciembre, según un sondeo de Reuters.

En el tercer trimestre del año pasado, el Producto Interno Bruto (PIB) había crecido un 0,6%, dijo el Instituto de Estadística y Geografía (INEGI).

La actividad de minería acumuló cuatro trimestres seguidos de contracción, por el descenso de la producción petrolera local y la caída de los precios internacionales del crudo.

En el cuarto trimestre, la minería cayó un 2,2%, su peor desempeño desde inicios de 2009.

El banco central recortó el miércoles sus proyecciones económicas para 2015 y 2016 por un desfavorable entorno internacional, marcado por la baja de los precios del crudo y la fortaleza del dólar que representa una amenaza para la inflación.

El Gobierno mexicano, por su parte, había bajado en noviembre su previsión de crecimiento económico para todo el 2014 a un rango de entre un 2,1% y un 2,6%, desde un 2,7%.

El INEGI dijo que en tasa interanual el PIB se expandió un 2,6% en el cuarto trimestre y 2,1%en todo 2014.

El gobierno espera para este año una expansión económica de entre un 3,2% y un 4,2%.