La economía peruana creció un 3% interanual en el cuarto trimestre del año pasado, golpeada por una caída de las inversiones que fue compensada por mayores exportaciones mineras, dijo el viernes el Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI).

La tasa de crecimiento trimestral del Producto Interior Bruto (PIB) es la más baja desde el primer trimestre del 2015, cuando la economía creció un 1,9%.

La cifra está además por debajo del crecimiento del 4,7% del mismo periodo del 2015 y del 4,4% registrado en el tercer trimestre del año pasado.

La economía peruana creció un 3,9% en el 2016, una de las tasas más altas de Latinoamérica, impulsada por un repunte de la producción de cobre que compensó la caída de los sectores vinculados a la demanda interna.

El INEI explicó que la inversión se contrajo un 6,1% en el cuarto trimestre debido que la actividad de la construcción disminuyó un 9,2%. Las compras de maquinaria y equipo cayeron un 0,9%.

La inversión pública cayó en el cuarto trimestre un 14,6% y la privada bajó un 3,5%, detalló el informe del INEI.

Sin embargo, las exportaciones de bienes y servicios crecieron un 12,3% en el cuarto trimestre, lideradas por los envíos mineros y de gas natural que crecieron un 39,5% y 83,7% respectivamente, agregó el INEI.

Perú es un importante productor mundial de metales y sus exportaciones mineras representan el 60% de sus envíos al exterior.