Asunción. Para el economista y ex ministro de Hacienda César Barreto, los últimos datos del Banco Mundial sobre el incremento de los ingresos y mejoras en la distribución sustentan la reducción de los índices de pobreza y desigualdad de Paraguay.

Destacó como un hecho histórico que por primera vez el país supera la media del indicador que mide los niveles de desigualdad de América Latina, alejándose –incluso- de las naciones desiguales a nivel global.

El BM hizo un análisis importante de los datos básicos que se generaron en las hojas de encuestas de la Secretaría Técnica de Planificación. El economista explicó que el principal factor que ha reducido la pobreza extrema del 18% al 10% en estos dos últimos años fue el hecho de que los ingresos de las personas de los quintiles más pobres de la población en la base de la pirámide, han crecido más que los ingresos promedios de la población en general e incluso de los más ricos.

“Esto es un fenómeno llamativo que no había ocurrido en Paraguay anteriormente y que claramente demuestra un mejoramiento en la distribución de los ingresos”, afirmó.

El coeficiente de Gini, el indicador que mide los niveles de desigualdad de un país, por primera vez en la historia del Paraguay baja 0,47 en el nivel por debajo del promedio de América Latina, de 0,49.

De acuerdo con los datos, el ingreso medio de los hogares subió 12% en los últimos dos años, mientras que en sectores más pobres se observó un aumento del 40% en sus ingresos.

No obstante, César Barreto subrayó que todavía queda mucho por recorrer, porque los niveles de coeficiente de Gini de países desarrollados con mejor distribución de los ingresos están en nivel de 0,30 0,35.
“Hemos dado un paso significativo, es un cambio en la tendencia que esperemos se mantenga en los próximos años”, dijo finalmente.