A los cinco productos de exportación que el gobierno busca mover al Sistema General de Preferencias (SGP), como parte de su estrategia ante una posible no renovación de las preferencias arancelarias Atpdea, el sector atunero solicita que se agregue al atún en conserva.

Representantes del sector exportador y la embajadora del Ecuador en Estados Unidos, Nathalie Cely, identificaron como los productos más sensibles, si no se renueva el beneficio, al atún pouch (funda), las rosas, la alcachofa, las medias nailon y el brócoli.

Según un análisis de julio-agosto del 2012 de la Federación Ecuatoriana de Exportadores (Fedexport) sobre impactos de una no renovación del Atpdea, en el primer año, habría una afectación arancelaria de US$24,3 millones, en cinco productos, cifra que se elevaría a US$40 millones considerando las pérdidas por desviación comercial; es decir, por la incursión de países competidores en el mercado de EE.UU.

Fedexport plantea que el impacto es mayor a medida que pasa el tiempo, por lo que durante los primeros tres años de impacto, los efectos alcanzarían casi los US$254 millones.

Mónica Maldonado, directora ejecutiva de la Cámara Ecuatoriana de Industriales y Procesadores Atuneros (CEIPA), aunque es optimista de que el atún pouch pueda ingresar al SGP, confirma que el impacto arancelario que tendría este rubro sin ATPDEA ascendería a unos US$13 millones.

Pero este sector está solicitando que se incluya al atún en conserva en los pedidos que debe presentar el Gobierno, hasta el 5 de octubre, ante la Oficina del Representante Comercial de EE.UU. para incorporarlo al SGP, pues este ítem sí tiene un arancel del 35% en aceite y del 12% en agua.

Mientras tanto, todos los sectores que exportan los ítems mencionados tienen que entregar al Comité de Comercio Exterior (Comex) información técnica que se utilizará durante las negociaciones.

Gino Descalzi, presidente del directorio de Expoflores, indica que el impacto en el caso de las rosas sería de aproximadamente $ 14 millones durante el primer año, porque el pago de aranceles significa una elevación directa de los costos de producción.

Agrega que la gestión que el Gobierno está realizando a través de la embajadora Cely, el sector privado está haciendo lo mismo a través de lobby en ese país. Pero precisa que el ATPDEA y el SGP son concesiones unilaterales de EE.UU y al no haber un tratado comercial, que es como un contrato que está por encima de cualquier impasse político, ese país no está obligado a continuar con esas preferencias. Por lo tanto, “ahí cobra gran importancia el tema político”.

Gonzalo Moya, vicepresidente de negocios internacionales de Pronaca, uno de los productores de alcachofa en conserva, señala que sin el ATPDEA se perdería competitividad frente a países como Perú que tiene Tratado de Libre Comercio y subsidios internos, pues se pagaría un arancel del 14,9%.

El 85% de la producción de alcachofas en conserva de Pronaca va al mercado de EE.UU. porque es la plaza más grande del mundo de ese consumo.

Efecto. Empleo: En el análisis de Fedexport se destaca que, según el Gobierno, el programa del Atpdea beneficia a más de 327 mil plazas de forma directa en Ecuador, y una eventual no renovación podría causar una reducción de más de 16 mil puestos.