Con una tendencia decreciente continuaron los ingresos que recibió Ecuador por concepto de remesas en 2010, según información del Banco Central.

El monto consolidado durante el ejercicuo anterior, alcanzó los US$2.324 millones, una reducción del 6,9% respecto al 2009 (US$2.495,4 millones).

El instituto emisor indicó que en el cuarto trimestre de 2010, las remesas que llegaron desde España no han crecido mayormente. “Al parecer los emigrantes ecuatorianos se adaptaron a la crisis económica trabajando en el sector informal para hacer frente a sus gastos, deudas y aún así tener ahorro para continuar enviando dinero (remesas) al país”, consigna El Comercio.

Los envíos provenientes desde Estados Unidos en tanto, también disminuyeron, lo que se atribuye a los excesivos controles que son objeto los emigrantes por la Policía migratoria de ese país y de ciertas medidas coercitivas impuestas a las empresas de varios Estados que contraten a trabajadores indocumentados, señala el mismo medio.

Al cierre del cuarto de 2010, las remesas sumaron US$605.5 millones, lo que equivale a un 10,3% menos respecto al mismo período del 2009 y 1,1% respecto al tercer trimestre de 2010.