Washington. Las exportaciones de Estados Unidos a India, Brasil y otros mercados emergentes de rápido crecimiento se mantendrían prácticamente planas si no se llega a un acuerdo para liberalizar el comercio global, dijo este miércoles la Casa Blanca en un informe anual.

"Por lo tanto, un tema clave de la agenda comercial del gobierno es seguir trabajando para abrir estos mercados a través de las negociaciones en la Ronda de Doha de la OMC (Organización Mundial del Comercio)", señaló el informe.

El análisis sobre los beneficios que obtendría Estados Unidos con un acuerdo comercial global se conoce un día después de que desde la OMC se llamó a acelerar las negociaciones para poder concluirlas a fines de este año, tal como emplazaron los líderes del Grupo de los 20.

El presidente Barack Obama discutirá el tema con su par brasileña, Dilma Rousseff, cuando visite Brasil el próximo mes.

La Casa Blanca dijo que India, Brasil y China habían reducido sus aranceles de manera significativa en los últimos 20 años, pero sostuvo que pese a la baja aún seguían altos en relación con los de Estados Unidos.

El arancel promedio de Brasil es del 13,6%, el de India 13% y el de China 9,6%. Esas cifras se comparan con un 3,5% en Estados Unidos, un 5,6% en la Unión Europea y un 5,4% en Japón, según el informe.

La participación de las exportaciones de Estados Unidos con destino a Brasil, India y otras economías emergentes se ha estancado desde mediados de los 90, cuando varios de estos países atravesaron una fase inicial de liberalización del comercio, señaló la Casa Blanca.

El futuro de las exportaciones a esos países depende en parte de cuánto estos países estén dispuestos a reducir sus aranceles y las barreras no arancelarias, indicó el informe.