Asunción. El próximo año se destinarán G. 393.491 millones más (US$ 71,5 millones al cambio vigente) para financiar el gasto salarial dentro del presupuesto estatal, según los datos manejados en la Comisión Bicameral de Presupuesto del Congreso, que estudia el proyecto 2017.

Este año la ley de presupuesto prevé para los denominados servicios personales (salarios y otros beneficios para el personal) G. 19,7 billones (US$ 3.582 millones) y para el próximo, el monto aumenta a poco más de G. 20 billones (US$ 3.654 millones).

La variación entre el actual presupuesto y el proyecto de presupuesto presentado al Congreso por el Poder Ejecutivo, es del 2% y esto representa un monto extra de G. 393.491 millones (US$ 71,5 millones).

De acuerdo a los informes, en la administración central este aumento obedece al crecimiento vegetativo de las Fuerzas Públicas, que incorpora la creación de 127 cargos, una suba de G. 4.000 millones para el personal civil y el incremento de bonificaciones y seguro médico.

Además, el efecto tipo de cambio en sueldos de la Cancillería, gastos de representación y aguinaldo que representan G. 20.000 millones, el ajuste del gasto de residencia por G. 5.605 millones, contratación de personal para servicios, entre otros.

También se prevé crecimiento vegetativo en el Ministerio de Defensa por G. 19.583 millones para 504 cargos y UBA por G. 4.764 millones; como también se incluyen creaciones de inspectores del Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones (MOPC).

En el sector de entidades descentralizadas, los datos revelan que los incrementos se dan en bonificaciones por G. 36.653 millones, aporte jubilatorio, salud y cargos del personal de blanco.

Para las autoridades del Ministerio de Hacienda, según lo habían señalado en ocasión de entregar el proyecto de presupuesto al Senado, el aumento del gasto salarial es mínimo y solo para atender el crecimiento vegetativo.

El proyecto, además, no contempla un incremento salarial en forma general para funcionarios, debido a que el Tesoro no está en condiciones de financiar una mayor erogación en este concepto.

Se estima que si se otorga un 10% general, representará US$ 340 millones y para cubrir se tendrá que recortar gastos sociales.

El proyecto de presupuesto que está en estudio en la comisión bicameral asciende a G. 69,1 billones (US$ 12.574 millones), 4,1% más con relación al presupuesto vigente aprobado.