En una entrevista con la agencia de noticias EFE publicada por ElEspectador.com, Mónica Gil, vicepresidenta de Nielsen, compañía de análisis de mercado y tendencias de consumo, exaltó la enorme capacidad de compra que tienen los hispanos, población que para el 2015 sería la novena economía del mundo, alcanzando una exposición en el mercado estadounidense de US$1,5 billones.

"Somos 50 millones de latinos en EE.UU., actualmente la duodécima mayor economía del mundo, entre España e Italia, y, dentro de tres años vamos a ser la novena", aseguró Gil, quien afirmó que el crecimiento del poder adquisitivo de los hispanos no sólo está transformando el presente del país del norte, sino que "marcará su futuro".

La capacidad de compra de esta comunidad crecerá, según Nielsen, entre 2010 y 2015 en un 50%. La investigación también resaltó que este crecimiento se está dando en estados donde no se esperaban dichos resultados, como es el caso de Oregon, Utah, Iowa, Minesota y Washington DC.

Gil afirmó que esta comunidad "con o sin inmigración, va a seguir creciendo" en el conjunto del país. Según la opinión de la vicepresidenta de Nielsen, cuando una de cada seis personas en EE.UU. es hispana "ya no solamente es un segmento de la población, sino parte del 'mainstream' (corriente dominante)".

Adicionalmente, la experta aseguró que no sólo el impacto de la comunidad hispana se reduce a lo económico sino a lo cultural y subrayó que las compañías de publicidad “intentan entender lo que es realmente este mercado, qué idioma prefieren y qué es lo culturalmente relevante para los hispanos. Nosotros compramos de manera diferente: llevamos a nuestros hijos con nosotros, vamos con la familia".

Los hispanos compran, principalmente, productos de alimentación de bebés, artículos de belleza y cuidado del pelo o de la salud, y alimentación, como verduras y cereales.

La directiva de Nielsen mencionó además que, aunque el hispano sale de compras una media de 149 veces al año, una cifra algo menor que la del mercado general, éste "gasta más" en cada salida: unos US$52, comparado con los US$47 que desembolsa el resto.