El presidente francés, Francois Hollande, podría revelar un alza tributaria por 20.000 millones de euros (US$26.000 millones) y reducir su estimación de crecimiento para el país en 2013 a un máximo de 1% cuando sea entrevistado en televisión nacional tarde este domingo, dijo un medio francés.

andina.com.pe/Espanol/Inicio.aspxEl semanario Le Journal du Dimanche reportó que el gobierno de Hollande definió el "esfuerzo presupuestario" que requiere Francia para alcanzar su meta de déficit de 3% del Producto Interno Bruto (PIB) el próximo año a fin de no perder la confianza de sus inversores.

El borrador de presupuesto será presentado durante una reunión de gabinete el 28 de septiembre, el cual que fue retrasado en dos días para permitir que Hollande viaje a la Asamblea General de Naciones Unidas en Nueva York.

Se espera que sea el presupuesto más austero del país en 30 años.

Hollande dijo la semana pasada que manteniendo el gasto estatal estable el próximo año en términos nominales, excluyendo revisiones en la deuda y pagos de pensión, su Gobierno ahorraría 10.000 millones de euros en cifras ajustadas por inflación.

No obstante, ello asciende a apenas un tercio de los más de 30.000 millones de euros en ahorros que Hollande refiere se necesitan para alcanzar una meta de déficit el próximo año y mantenerse en curso para equilibrar el presupuesto para fines de su mandato de cinco años.

Con su Gobierno negándose a recortar empleos, el monto del ajuste tendrá que provenir de alzas tributarias.

El alza tributaria sería "por entre 15.000 y 20.000 millones de euros", dijo el diario, al citar fuentes no identificadas. El periódico agregó que el alza tributaria afectaría a empresas, a las familias de altos ingresos y a los ahorros.

Hollande también podría reducir su pronóstico de crecimiento económico en 2013 a un máximo de 1% si logra definir su reporte antes de la entrevista televisiva prevista para las 18:00 GMT, agregó el diario.

El Gobierno francés se está ajustando por ahora a su pronóstico de crecimiento económico de 1,2%, pero aún podría reducirlo en un próximo proyecto de ley presupuestario dadas las proyecciones más sombrías de los economistas, anunció el despacho del primer ministro a inicios del mes.